Ago 10 2015

Sense8, una castaña Wachowski

Netflix nos aburre con la serie Sense8

Voy a retomar una sección que tenía olvidada desde hacía tiempo, Series con las que NO hay que perder el tiempo, arremetiendo contra Sense8, el último engendro de los hermanos Wachowski y J. Michael Straczynski (Babylon 5). Me prometí intentar criticar por el lado bueno, porque en esto de las series, como en todo, hay opiniones y gustos para todo. Y la gente tiene todo el derecho a engancharse a las series que quiera; para gustos, colores. Es poco sano ir con el dedo acusador porque alguien tenga un póster de Águila Roja, El Príncipe o el 95% de las series que se producen actualmente en España (sí, todavía queda alguna serie española buena…). Aunque no diría lo mismo de los que vagan por las calles en verano con camisetas sin mangas: a esos no se les debe dejar entrar en ningún sitio :evil:

Sense8 - Algunos de los protagonistas

Sense8 – Algunos de los protagonistas.

Mi paisano Miguel Ángel Silvestre, no sé cómo, ha llegado a colarse en esta producción de Netflix, cadena que ha esperado hasta el 8/8/2015 para anunciar la renovación de su segunda temporada (hasta 2015 lleva un “ocho”: 2+1+5) :roll: En fin… Netflix empezó con muy buen pie produciendo series marvillosas como House of Cards. Pero lo chabacano da dinero y series como Sense8 ya tiene incondicionales.

Sense8 y las obsesiones de Lana Wachowski

Normalmente, a las series que me parecen malas no suelo darles más de dos episodios. En este caso, debido a que mi mujer ha aguantado la primera temporada al completo, he podido sufrir este derroche de dinero y localizaciones al completo. Que quede claro que he visto (con mucho pesar) toda la primera temporada de Sense8. Pero pasemos a ver de qué va, y por qué me ha espantado, Sense8.

El nombre Wachowski tiene miríadas de incondicionales gracias a películas como la trilogía Matrix (1999-2003)V de Vendetta (2005). Mientras que los nombre Joel y Ethan Coen nos traen a la memoria multitud de maravillosas y galardonadas películas, los Wachowski sólo traen a la memoria escenas congeladas con tíos y tías con gafas de sol, levitando en el aire mientras disparan y dan mamporros con rostros impertérritos. ¿Han creado escuela los Wachowski? Por supuesto, al igual que ha creado escuela Ximo Rovira con Tómbola. Porque los Wachowski han sido imitados por muchos directores de poca monta recién salidos de la escuela de cine de San Fernando Valley.

Sense8 - Miguel Ángel Silvestre "en acción"

Sense8 – Miguel Ángel Silvestre “en acción”.

Y se lo tienen muy creído, tanto que firman los episodios que dirigen de Sense8 con un simple The Wachowskis. Ahí queda eso :-D Sense8 es casi, al 100%, una obra de los hermanos: han escrito el guion de todos los episodios y han dirigido siete de los doce que componen la primera temporada. No olvidemos que J. Michael Straczynski, ha escrito el guion de los doce episodios junto a Andy y Lana. Y la producción se ha rodado en distintas localizaciones del mundo: San Francisco, Nairobi, Reykjavik, Mumbai, Berlin, Ciudad de México, Seúl, Chicago y Londres. Y ni siquiera aciertan al rodar en aprovechar las maravillosas localizaciones que se pueden encontrar en ciudades de cuatro continentes.

Lana Wachowski, nacido como Laurence (Larry), cambió de sexo tras los éxitos de la serie Matrix  y V de Vendetta. En la serie Sense8 tienen mucho peso las dificultades del colectivo LGTB (lesbianas, gais, transgénero y bisexuales) donde una de sus protagonistas, Nomi, es una mujer cuya familia no apoya su cambio de sexo. Nomi Marks es el único personaje interesante de toda la serie.

Sense8 está llena de tópicos inverosímiles, con mucha paja e hilos narrativos redundantes, que no llevan a ningún sitio

La historia de Sense8 versa sobre ocho personajes que viven en regiones muy dispares por el mundo, con una conexión mental que les permite interaccionar y sentir entre ellos. Tendrán que descubrir este singular don y luchar contra un siniestro grupo de poder que quiere neutralizarlo. Con independencia de los gustos personales de cada uno con temáticas fantásticas, el problema principal de Sense8 empieza con la excesiva y lenta presentación de los personajes. Nos tienen bastantes capítulos introduciendo a los protagonistas, tratando de darles una complejidad de la que carecen. Algunas de las historias que presentan son cómicas, parecen dibujadas por un adolescente. Y, encima, tenemos intérpretes carentes de oficio. Como el español Miguel Ángel Silvestre, que no sabe ni interpretar ni convencer; la ironía está en que debe meterse en la piel de un actor malo, una estrella de películas de acción.

El guion de Sense8 no solo naufraga en una narración sin gancho, muchas veces llega a ser ridícula. La conversación de Lito, el personaje mexicano que interpreta Silvestre, en la barra de un bar pidiendo un segundo tequila o “tequila al cuadrado” no es la única perla.

Mi mujer me dice que aclare por qué Sense8 es mala :-D La serie está llena de tópicos inverosímiles, empezando por la del conductor de autobús en Kenia. Hay mucha paja e hilos narrativos redundantes, que no llevan a ningún sitio. Secundarios insulsos, malos estereotipados y una trama que no se sabe muy bien a dónde va. Todo con un derroche de dinero y medios que podrían haber aprovechado para repoblar con gallinas ponedoras la meseta manchega, por ejemplo.

Quizás también te interese:

Enlace permanente a este artículo: http://www.caraballo.es/2015/08/sense8-una-castana-wachowski/

  • Amanda_dc_75

    Castaña, castaña pilonga. ¡Me ha encantado lo de las gallinas ponedoras de la meseta manchega!

    • Gallinas ponedoras, ovejitas lanudas, cabritas saltarinas…en vez de malgastar dinero en producciones salchicheras, que inviertan en futuras salchichas :-P