Crítica de ‘Confessions (Confesiones)’ de Breaking Bad. Jesse toma la palabra.

El episodio 57 de Breaking Bad titulado Confessions (Confesiones) nos ha dejado con la boca abierta. Muchas cosas han pasado, terminando con un tremendo cliffhanger. Hemos llegado a la cúspide de la montaña rusa y ahora ya vemos que el tren se precipita hacia el fondo, acelerando vertiginosamente.

Breaking Bad 5x11. 'Confessions (Confesiones)'. La "sincera" confesión de Walter Hartwell White.

Breaking Bad 5×11. ‘Confessions (Confesiones)’. La “sincera” confesión de Walter Hartwell White.

Hemos tenido también dosis de humor negro como las que tanto vimos en la primera temporada de esta maravillosa serie. Veamos qué han dado de sí las confesiones, las verdades y, sobre todo, las mentiras.

Todd y su simpática familia.

El prólogo comienza con el bobalicón de Todd. Sí, bobalicón… de gatillo fácil.

Breaking Bad 5x11. 'Confessions (Confesiones)'. Todd, el bobalicón de gatillo fácil.

Breaking Bad 5×11. ‘Confessions (Confesiones)’. Todd, el bobalicón de gatillo fácil.

Todd y su familia desayunan en un bar de carretera en Arizona, en la frontera con New Mexico. Su tío, con una esvástica tatuada en el lateral de su cuello y otro familiar, escuchan los detalles donde Todd les explica lo que debía ser un secreto: el robo del tren de metilamina, donde cita continuamente el nombre del “señor White”. El muchacho no detalla el asesinato del niño de la tarántula; es evidente que Todd, como todo buen psicópata, es incapaz de empatizar y de sentir remordimientos por lo que hace. Todd es una pistola de Chéjov andante de por sí: algo nos decía, desde el primer episodio donde apareció, que tendría un rol importante, y nefasto, en la trama de Breaking Bad. Tiempo al tiempo…

Breaking Bad 5x11. 'Confessions (Confesiones)'. La simpática familia de Todd.

Breaking Bad 5×11. ‘Confessions (Confesiones)’. La simpática familia de Todd.

Todd y su familia se embarcan con un buen tanque de metilamina, que robaron al traficante Decan en Arizona en el episodio pasado  Buried (enterrado), camino de New Mexico. El peligro se dirige a Albuquerque…

Los White contra los Schrader.

Marie intentar alejar a los hijos de los White de sus padres. Vano intento: Walter White está siempre diez pasos por delante de los Schrader…Walter

Breaking Bad 5x11. 'Confessions (Confesiones)'. Walter tiene algo que contarle a Junior.

Breaking Bad 5×11. ‘Confessions (Confesiones)’. Walter tiene algo que contarle a Junior.

“‘We’re going to take Mr Chips and turn him into Scarface. (Vamos a tomar a Mr Chips y convertirlo en Scarface)” – Vince Gilligan

Walter aplica todo su ingenio con malicia, aunque sea a costa de herir a Walter Junior. La confesión de que el cáncer ha vuelto deja frío a Junior. Hay que admirar la interpretación de RJ Mitte, que nos deja con el corazón en un puño. Si tu supieras, Flinn…

Siempre hemos visto al profesor de química de instituto pluriempleado lavando coches como alguien “bueno” (Mr. Chips), que ha acabado convirtiéndose en Scarface, el personaje de Al Pacino en El precio del poder (1983). Pero ahora parece que esa transformación no ha sido tal; Walter White y Heisenberg siempre han sido la misma persona, solo que ahora Heisenberg tiene licencia de corso.

Confieso que he ido cambiando de parecer a lo largo de esta quinta temporada; a veces pienso que existe un resquicio de un Walter White bueno, otras veces pienso que nunca ha existido tal faceta del personaje que encarna tan brillantemente Bryan Cranston. Y lo que ahora tenemos delante es, en la fachada, a Walter White, pero con un Heisenberg detrás, moviendo los hilos todo el rato.

Y ahora llegamos a la nota de humor negro del episodio. ¿Alguien quiere guacamole para compartir?

Breaking Bad 5x11. 'Confessions (Confesiones)'. Trent ofrece el "Guacamole incómodo" de Garduno's.

Breaking Bad 5×11. ‘Confessions (Confesiones)’. Trent ofrece el “Guacamole incómodo” de Garduno’s.

El restaurante mexicano, la música de fondo, las caras largas de los cuatro comensales… y un simpático camarero que quiere ganarse la propina interrumpiendo la tensa conversación de los White con los Schrader. Aquí vemos, aparte de la picardía ácida de Gilligan, su simbólico colorido; los White visten en sintonía con colores claros, color beige, porque van en el mismo barco. Ya vimos ese color en la fiesta de los amigos triunfadores y millonarios Gretchen y Elliott Schwartz (el antiguo socio de la empresa química Gray Matter). Y Marie Schrader viste de negro; muy pocas veces hemos visto a la hermana de Skyler saltarse sus colores violetas.

¿Por qué no te suicidas, Walt? – Marie.

La confesión de Walter Hartwell White.

Así llegamos a la “confesión” de Walter. Por llamarla de alguna manera.

Breaking Bad 5x11. 'Confessions (Confesiones)'. Heisenberg confiesa sus pecados.

Breaking Bad 5×11. ‘Confessions (Confesiones)’. Heisenberg confiesa sus pecados.

A veces nosotros sabemos más que los personajes; otras veces son los personajes los que saben mucho más que nosotros.

Tenemos un gran contraste entre aquel vídeo de confesión del piloto (aunque, recordemos, Walter dice “Esto no es un vídeo de culpa…”) donde todo lo que dice es verdad, y el vídeo de confesión que les enseñan a los Schrader, donde todo es mentira. En el primer vídeo habla Walter White; en el segundo vídeo tenemos en un 100% a Heisenberg.

¡Pero qué mal bicho! Todo mentiras, acusa a su cuñado de “matarle” y de “dirigir un imperio de la droga”. :-O Es hasta cómico ver tanta mentira, una detrás de la otra, con lágrima y sollozo incluído. :-D

Marie ha ocultado el dinero, los $177,000 que los White dieron para la rehabilitación de Hank, incluso tras conocer la verdad sobre Walter. Algo maravilloso de Gilligan y sus guionistas es la manera de tratar, y jugar, con el conocimiento de la verdad, tanto de la audiencia como de los personajes. A veces nosotros sabemos más que los personajes; otras veces son los personajes los que saben mucho más que nosotros. Marie y Hank no tienen palabras tras la confesión; Walter los tiene atados.

Me has matado. Es decir… éste es el último clavo en el ataúd – Hank.

Problema resuelto para los White. Sí: los White, en plural. Porque si Hank sigue adelante sólo puede perder… y Walter le matará antes que dejarle seguir con la investigación. Ya hemos visto de lo que es capaz Heisenberg con tal de prevalecer. Y Skyler… ¿quizás deberíamos llamarla Skysenberg? Esperemos a ver…

Jesse se desahoga en el desierto.

Entonces llega la escena en el desierto, con los “tres amigos”. Y cuando vi a la tarántula caminando hacia Jesse, un escalofrío me recorrió la espalda. ¿Se acercaba el final del señor Pinkman? Cuando vi salir de su coche a Walter llegué a pensar que ésa iba a ser la última escena de Jesse. Algo me ha dicho siempre que Jesse Pinkman no terminaría la serie vivo.

Walter le echa teatro. En el fondo no quiere matar a Jesse, así que retoma el tono paternal.

“No me gusta verte herirte de esta manera. Quizás sea el momento de un cambio.”

Y Jesse habló. Y dijo lo que pensaba. Que deje de manipularle, como siempre hace. Que le diga, una sola vez, la verdad. Que Walter diga que necesita que él se vaya lejos y desaparezca. O eso… o Walter acabará matándole, igual que hizo con Mike. Jesse grita que sabe que Walter White ha matado a Mike.

Ahora vemos, claramente, que Jesse le tiene miedo.

Breaking Bad 5x11. 'Confessions (Confesiones)'. El abrazo de Walter... o de Heisenberg.

Breaking Bad 5×11. ‘Confessions (Confesiones)’. El abrazo de Walter… o de Heisenberg.

 ¿Es el abrazo de Walter genuino?¿O sigue con el teatro?

Walter lo ha conseguido. Hay que destacar la ilustrativa y muy acertada escena en el despacho de Skyler en el lavadero de coches; en una habitación a media luz vemos a Skyler pensativa, mirándo descorazonada, ¿con miedo?, a su marido. Y la vemos, en el plano, iluminada, en claro contraste con Walter, al que vemos hablar desde la penumbra, a oscuras, mientras dice orgulloso:

Ha funcionado. Y estamos bien. Estamos bien. – Walter White.

Jesse descubre la verdad.

Walter casi lo consigue. Todo empieza a desmoronarse en la esquina de Juan Tabo y Osuna.

De nuevo “Huell dedos mágicos” vuelve a quitarle a Jesse el tabaco. La marihuana que tenía en el bolsillo, para ser exactos. Y ese hecho, ¡quién lo iba a decir!, ha sido el catalizador que ha generado la combustión explosiva que ha liberado todos los males de Jesse, como si se hubiera abierto la caja de Pandora. Cuando Jesse estaba a punto de desaparecer para siempre en Alaska. Pero ahora todo tiene sentido para él: Brock, Mike, la ricina…

Breaking Bad 5x11. 'Confessions (Confesiones)'. La elección de Jesse.

Breaking Bad 5×11. ‘Confessions (Confesiones)’. La elección de Jesse.

La casa de los White aparece en los flash-forward abandonada, pero no quemada.

El plano general de Jesse esperando a la furgoneta es impactante, porque los bloques al fondo parecen lápidas enormes. En el momento que aparece la furgoneta que se va a llevar a Jesse ¿qué deseabais que pasara? ¿que subiera a la furgoneta? Personalmente, pensando en la salud mental (y vital), de Jesse hubiera preferido que hubiera subido: final feliz para el atormentado Pinkman. Pero entonces las cosas no se hubieran vuelto tan interesantes…

Parecía inevitable que Jesse acabara descubriendo el envenenamiento de Brock a manos de Walter. Que descubriera lo de Mike también. Más difícil de conseguir es que descubra el asesinato de Jane, su novia, a la que Walt dejó morir ahogándose en sus propios vómitos cuando estaba bajo los efectos de la droga.

Breaking Bad 5x11. 'Confessions (Confesiones)'. Llegó la hora de ajustar cuentas con el señor White.

Breaking Bad 5×11. ‘Confessions (Confesiones)’. Llegó la hora de ajustar cuentas con el señor White.

Pero ahora sabemos cosas que los personajes no saben. La casa de los White aparece en los flash-forward abandonada, pero no quemada. ¿Qué detiene a Jesse de quemar la casa? Hay sólo un par de opciones (excluyendo una posible y anodina aparición de la policía; no, Gilligan no sería capaz de tal salida).

La primera opción es que Walter le detiene. Y Jesse no está para escuchar más mierda saliendo de la boca del químico. Y como hemos visto a Walter aparecer en los flash-forward… eso nos llevaría a que Walter mata a Jesse. Tiene intención de hacerlo, de lo contrario no se habría hecho con su revólver del .38 escondido en la máquina de refrescos (otra pistola de Chéjov de la serie). De ocurrir así dudo que Walter se quede impasible; siempre ha sido su protegido, y ha puesto su culo en peligro más de una vez por salvar a Jesse.

Según el programa de la AMC Talking Bad, Vince Gilligan iba a matar a Jesse Pinkman en la primera temporada, pero cambiaron de parecer con la sobria interpretación de Aaron Paul. O sea: ya se tenía en mente que moriría…

La segunda opción es que Walter Jr. sea quien le detenga. Jesse y el hijo mayor de los White nunca se han encontrado en la serie. Es más: estoy convencido de que ni siquiera saben de su mutua existencia el uno del otro. Los dos “hijos” de Walter frente a frente. Así sería como Junior descubre la verdad sobre su padre y Jesse sería la mano que escriba HEISENBERG en el salón familiar.

Apuesto más por la primera opción; mucho más dramática y con muchas más implicaciones.

Por último, para terminar, otra reflexión respecto a la ricina. Está claro el poder destructor de un M-60 (mucho mayor que el del M-16 con lanza granadas de Scarface). Entonces ¿por qué la ricina? Evidentemente para una muerte silenciosa. La ricina no mata en el acto: sus efectos tardan horas en ser letales. Una clara opción, como ya he comentado en este blog, es que la quiera emplear para él mismo. En caso contrario parece un arma para utilizar con alguien conocido.

Ahora a ver qué ocurre en el episodio Rabid Dog (Perro Rabioso). Muy explícito, el título…

Enlace permanente a este artículo: http://www.caraballo.es/2013/09/critica-de-confessions-de-breaking-bad-jesse/